“Sin casco, no hay nafta”: la Municipalidad vuelve a la carga con los controles

La Municipalidad de San Andrés de Giles envió un comunicado a los medios de comunicación recordando a las estaciones de servicio y a los motociclistas que “sin casco, no hay nafta”. Esta medida ya había sido implementada antes.

“La dirección de Inspección General y Protección Ciudadana que está desde hace algunas semanas a cargo de Lorena Taverna, refuerza el control de las normas de tránsito. En ese marco, se recuerda a las estaciones de servicio la prohibición de vender nafta sin casco a los motociclistas” explica la gacetilla de prensa.

A su vez, el comunicado pide “no comprometer al personal” y destaca que las multas por infringir esta normativa “son importantes”. De esta manera, el municipio busca aumentar la utilización del casco por parte de los vecinos.

Esta política esta amparada por la ley. Por un lado, la Ley Provincial Nº 13.927, que en su artículo Nº 48 establece que “queda prohibido el suministro de combustible para vehículos ciclomotores, motocicletas, triciclos motorizados, cuatriciclos livianos y cuatriciclos, cuando su conductor y acompañante no lleven el casco reglamentario”.

Por otro parte, el decreto nacional 171/2017, precisa en el inciso j4 del artículo Nº 3 que “la obligación de portar el casco y, en su caso, el chaleco con identificación, se extiende al momento del ingreso, egreso y circulación de las estaciones de servicio, siendo su uso obligatorio a los fines de la carga de combustible”. En este caso, además de especificar en su artículo Nº 4 que “la autoridad de comprobación deberá controlar y verificar que tanto el conductor del motovehículo como su acompañante cumplan con lo establecido”, aclara que el incumplimiento de la norma será considerado como una falta grave.

La medida es buena pero no alcanza. Además de controlar su cumplimiento, es importante concientizar a los motociclistas de la importancia en materia de seguridad que representa el casco. Más que una obligación, manejar con ese elemento es una manera de proteger nuestras vidas.

Se viene un nuevo torneo de League of Legends en Giles

Encontranos en